Fundamentos de conduccion

Inicio

Este manual tiene como objetivo, por una parte aportar de forma sencilla y clara los conceptos asociados con el consumo de carburante para motivar al conductor y por otra, definir las técnicas de conducción eficiente a aplicar por el conductor en su conducción diaria. Como todo proceso de aprendizaje de habilidades, la experiencia es necesaria para alcanzar los objetivos deseados. Por ello, este manual sólo es el inicio de algo que después el conductor deberá ir asimilando con su práctica diaria.

1. Para el propio conductor:

 Mejora del confort de conducción y disminución de la tensión

 Reducción del riesgo y gravedad de los accidentes

2. Para el Parque Móvil:

 Ahorro económico de combustible

 Menores costes de mantenimiento (frenos, embrague, caja de cambios, neumáticos y motor)

3. Globalmente:

 Reducción de contaminación urbana que mejora la calidad del aire respirado.

 Reducción de emisiones de CO2 y con ello mejora de los problemas del calentamiento de la atmósfera, ayudando a que se cumplan los acuerdos internacionales en esta materia.

 Ahorro de energía a escala nacional que incide en balanza de pagos y reducción de dependencia energética exterior.

 

1.2. Consumo energético y contaminación ambiental

 

La energía, en cualquiera de sus formas, es necesaria para la supervivencia de la humanidad. Sin la misma no sería posible lograr los avances tecnológicos, sociales, y económicos, que deben propiciar la mejora de los niveles de vida de los habitantes del planeta.

Sin embargo, la energía tal como hoy día lo conocemos, no es infinita.

Además, en el sector del transporte se utilizan mayormente combustibles de origen fósil que producen importantes emisiones de CO2 a la atmósfera. El incremento de concentración de este gas es responsable del denominado “efecto invernadero”: hace que tienda a subir la temperatura media de la tierra, pudiendo provocar graves problemas a la humanidad, como la modificación de la meteorología o el incremento del nivel de los mares.

En el mundo existe un firme propósito de desarrollar otras fuentes de energía que emitan mínimas cantidades de CO2 a escala global. Estas son las energías renovables en general (los bio-combustibles en particular), y otras energías alternativas al petróleo. Sin embargo, hoy día la capacidad de sustituir significadamente a los derivados del petróleo no es probable a corto o medio plazo. Surge entonces la necesidad de implantar nuevos programas de reducción del consumo de carburante en los coches.

 

1.3. Principales ventajas de la conducción eficiente

Mejora del confort

Además de todos los sistemas de mejora del confort que incorporan los vehículos modernos, se puede hacer que el viaje sea aún más cómodo mediante la conducción eficiente. Se trata de evitar acelerones y frenazos bruscos, con lo que los ruidos correspondientes procedentes del motor se pueden eliminar, mantener una velocidad media constante, realizar el cambio de marchas conveniente que mantenga funcionando el motor de forma regular, etc. Ante todo, la conducción eficiente es un estilo de conducción impregnado de tranquilidad y que evita el estado de estrés producido por el tráfico al que están sometidos los conductores, sobre todo en ciudad.

Mejora de la seguridad

El enorme progreso de las tecnologías ha permitido que los automóviles que hoy se conducen incluyan una serie de elementos que velan por la seguridad de los ocupantes.

Menor costo

El efecto de reducción de consumo está asociado a un menor costo de combustible y a su vez a un menor costo en mantenimiento del vehículo.

Las pautas impuestas por la conducción eficiente provocan que todos los elementos del vehículo estén sometidos a un esfuerzo inferior al que soportarían en el caso de la conducción tradicional. Por ejemplo, la relación de marchas adecuada evita someter a la caja de cambios a esfuerzos innecesarios, y la anticipación y el uso del freno motor minimizan el desgaste del sistema de frenado.

Disminución de emisiones

La reducción en el consumo de carburante lleva asociado directamente la reducción de emisiones contaminantes a la atmósfera.

La contaminación atmosférica produce enfermedades. Agentes contaminantes como óxidos de carbono y de nitrógeno, hidrocarburos y partículas, se asocian a enfermedades como las dificultades respiratorias, los problemas oculares, las enfermedades cardiovasculares y las jaquecas. También corroen materiales y atacan a todo tipo de vegetación.

www.000webhost.com